FDA Aprobación De Cigarrillos Electrónicos Vuse

  • 0
  • febrero 10, 2022
Rate this post

La FDA ha aprobado, por primera vez, la comercialización de cigarrillos electrónicos. Semejante hito merece una explicación detallada por lo que supone para los vapeadores.

¿Cuándo se llevó a cabo la aprobación?

En octubre de 2021. La Administración de Alimento y Medicamentos de Estados Unidos decidía aceptar la venta de un conjunto de productos con nicotina a través de un sistema electrónico. Vuse Solo, de Reynolds, fue el artículo aceptado, pero este abrirá la puerta a otros que puedan desarrollarse en un futuro próximo.

¿Por qué la FDA ha cambiado de opinión sobre los cigarrillos electrónicos?

Básicamente, porque se ha demostrado que comercializarlos no afecta a la salud pública, más bien al contrario. El objetivo de estos dispositivos es facilitar que cualquier fumador deje el hábito de fumar progresivamente. Los líquidos que se utilizan, las sales de nicotina y todo lo relacionado con vapear contribuyen a que alcances tu objetivo de dejar de fumar en menos tiempo.

La institución comenta que los resultados de los estudios científicos realizados son muy positivos. De hecho, confirman que el uso de pods o cigarrillos electrónicos es esencial para evitar, de una manera significativa, las miles de sustancias químicas nocivas que contienen los cigarrillos tradicionales.

Igualmente, la institución añade que este tipo de producto seguirá siendo controlado y que se aconseja su uso para lograr dejar de fumar en menos tiempo. Se abre una nueva era para los que siempre pensaron que vapear era sinónimo de apostar por una vida más sana sin necesidad de tener que fumar continuamente.

¿Cómo se realizó el estudio previo a la aprobación de los cigarrillos electrónicos?

La FDA se centró en el análisis de los componentes nocivos que podrían contener los e-liquid que se usan para generar el vapor. Los estudiaron comparándolos con las sustancias que genera un cigarrillo estándar. Tras una investigación toxicológica, se concluyó que los líquidos son menos tóxicos que los compuestos que contiene un cigarrillo de combustión.

También el estudio se centró en el consumo de productos de vape de los jóvenes y los posibles riesgos de esta práctica. Nuevamente, la conclusión fue positiva: los beneficios son mayores que los riesgos para la salud. Justo al contrario de lo que ocurre con los cigarrillos de siempre. ¿No te sorprende esta interesante conclusión?

¿Qué ocurre con los líquidos para vapear?

La FDA recibió miles de solicitudes de análisis antes de septiembre de 2020 (la fecha límite para llevar a cabo la aprobación). De momento, ha revisado ya el 98 % de estas y ha aclarado que seguirá haciéndolo. Sin embargo, el análisis en este caso se hará de una forma individual para comprobar exhaustivamente la composición de cada producto y sus posibles beneficios para la persona fumadora.

¿Se abre una nueva etapa para los cigarrillos electrónicos?

Es bastante probable que así sea. La FDA es una institución muy bien valorada en todo el mundo. Resulta probable que en la Unión Europea se revise una normativa que data de 2014 y que cada país ha interpretado a su manera. Ello ha provocado que, por ejemplo, en España el Gobierno siga demonizando al dispositivo de vapear mientras vende tabaco y se queda con el 85 % del importe de cada paquete.

Igualmente, el acuerdo del Estado con Pfizer para vender una pastilla para dejar de fumar, de la que se han comprado millones de unidades, parece seguir convirtiendo el verbo vapear en sinónimo de algo negativo.

Los estudios realizados por la FDA confirman lo contrario. En Estados Unidos no se apuesta por firmar un contrato con una empresa, sino por ofrecer alternativas reales a los fumadores para que puedan dejar de fumar con garantías. Es bastante probable que la opinión de la FDA termine calando en Europa y que se renueve la regulación en breve.

De momento, la FDA ha recibido la solicitud de más de 500 empresas para que se legalicen sus productos. Te recordamos que la agencia, cuando apruebe las solicitudes, estará convirtiendo al cigarrillo electrónico en un producto medicinal. Los médicos podrían aconsejar a los fumadores para que superen su hábito. ¿Veremos esto en Europa? Quizá dentro de unos años, pero todo parece indicar que sí.

¿Vapear es seguro para tu salud?

Sí. Si repasamos las conclusiones de la FDA, siempre teniendo en cuenta cada caso particular, se puede llegar a esta conclusión. No parece tener demasiada lógica que se venda un paquete de cigarrillos con miles de sustancias nocivas sin problemas y que se ataque, por el acuerdo con un fabricante, a una opción que reduce el nivel de adicción en lugar de aumentarlo.

Cuando los médicos, científicos e investigadores han llegado a la conclusión comentada, las empresas europeas tienen una prueba a su favor. Mirar hacia otro lado o seguir confiando en un medicamento cuyos resultados son una incógnita parece confirmar lo ilógico de la situación en nuestro país.

Lo importante es que sepas que, si fumas habitualmente, dejarlo es tan sencillo como confiar en un cigarrillo electrónico. Los resultados serán progresivos, pero siempre puedes ir controlando el nivel de nicotina hasta eliminar esta por completo. Además, los sabores inciden, directamente, en que puedas vapear como prefieras.

De tu nivel de adicción dependerá el tiempo de uso de un cigarrillo electrónico. Ahora tienes una opción aceptada y certificada por una institución oficial. Desaprovecharla no parece demasiado lógico. Comenzar a usar ya el cigarrillo electrónico te ayudará a recuperar tu salud poco a poco hasta que no dependas de la nicotina.

Por suerte para ti, hay una enorme cantidad de productos a tu alcance para que puedas elegir el que prefieras. Recuerda que cada cigarrillo convencional contiene 3000 agentes tóxicos, entre los que se encuentran el alquitrán, el amoníaco o el benceno. La alta toxicidad de un cigarro, los pequeños orificios en el filtro para que la nicotina pase por tu piel y su coste (que afecta a tu bolsillo y salud personal) no parecen buenos compañeros de viaje.

Un cigarrillo electrónico es, gracias a la FDA, un dispositivo que te ayudará a librarte, por fin, del tabaco. De ti depende confiar en sus ventajas y aprender a usarlo. Los resultados son tan positivos como recomendables.